11/09/2012

Vilanova Artifo 2012

13 Y 14 DE OCTUBRE,GOMBRÈN

Encuentro de escalada artificial Vilanova Artifo 2012

Este año, la zona de Gombrèn de la comarca del Ripollès (Gerona) ha sido el punto de encuentro de Vilanova Artifo 2012. 45 alumnos y 10 instructores reunidos y rodeados de hierro y madera, para compartir experiencias, talleres o ganchear pasada la media noche...


45 alumnos y 10 instructores se dieron cita este año en la zona gerundense de Gombrèn (comarca del Ripollès, Gerona) para participar en la quinta edición del festival de la escalada artificial Vilanova Artifo 2012, un encuentro organizado por el Grup Muntanyenc Sant Sadurní, con la colaboración de la Federació d’Entitats Excursionistes de Catalunya (FEEC).
Fueron dos días dedicados al antiguo arte de clavar, ganchear y progresar por medios artificiales por la pared. Esta edición centró sus talleres en las maniobras de autorescate, taller impartido por Manel Casabella, Nuria Martínez y Roberto Blasi. También se trabajó la técnica de progresión en artificial equipado, técnica de progresión en artificial no equipado y maniobras para la filmación en pared.
El sábado por la noche, después de la cena, se disputó la 1ª Gancheada Nocturna en una de las paredes del refugio Coll de Merolla. El guarda del refugio Toti Vales, miraba atónito como le desmontaban la pared con los ganchos. Hubo una gran participación (33 alumnos), dos rondas eliminatorias con tres participantes simultáneos, semifinales por parejas y finales que ofrecieron muchas situaciones divertidas y emocionantes. Como anécdota, destacar que el ganador llevaba unos estribos con escalones de madera. Uno de los participantes fue el conocido psicobloquero de Mallorca Miquel Riera.
Santi Llop, organizador del Vilanova Artifo, nos da su visión: “En un ámbito tan particular, reducido y tan mal considerado como es la escalada artificial es difícil conseguir cada año tener plena ocupación de los talleres. Año tras año se ha ido forjando un sólido equipo que consigue en cada edición aportar novedades que ilusionan a los asistentes. Es precisamente esa ilusión reflejada en la mirada de los alumnos o la sonrisa a pesar de la fatiga la que nos motiva a continuar ofreciendo nuestros conocimientos a las nuevas generaciones y algún que otro nostálgico. En definitiva, un fin de semana para pasarlo bien aprendiendo unos de otros en un ambiente de otros tiempos, donde la competencia es ver quién ríe más. El resultado: muchas ganas de volver en la próxima ocasión”.

Vilada, little gem to discover

Hello climbing lovers! This is a less  knowing  spot that his neighbor Berga. We went through the L'Arç bar to have a coffee befo...